Notas Episodio 1: Pruebas Ortopédicas

  • Autor de la entrada:
  • Categoría de la entrada:Sin categoría
  • Comentarios de la entrada:Sin comentarios

¿Cómo interpretar el valor o resultado de una prueba diagnóstica?

Nelson y Matías conversan en este episodio sobre la utilidad diagnóstica de las pruebas ortopédicas. 

Algunas son más confiables que otras, ya que los resultados son consistentes y reproducibles. Es decir, la confiabilidad de una prueba responde a la pregunta “en las mismas condiciones ¿tendré el mismo resultado?”

Se espera que todas las mediciones y pruebas sean confiables, para que puedan detectar cambios en la condición del paciente.

Por otro lado, algunas pueden tener mayor validez que otras. La validez responde a la pregunta “¿la prueba sirve para detectar una condición?”. Esta pregunta se divide en dos partes, ya que no todas las pruebas tienen la misma utilidad. Una pregunta es “si la prueba resultó negativa ¿qué tan seguro puedo estar de que el paciente no tiene la condición?”. Esto me lo indicará la sensibilidad de la prueba, junto con su –LR. La otra es “si la prueba resultó positiva ¿qué tan seguro puedo estar de que el paciente tiene la condición?”. Esto está indicado en los valores de especificidad y +LR reportados para la prueba, cuando se intenta identificar la presencia de una condición en un paciente. Habrá, sin embargo, mediciones para las que solamente se haya reportado su confiabilidad (por ejemplo, la goniometría) ya que no pretenden diagnosticar una condición, sino medir una función.

Para los valores de sensibilidad y especificidad, el “puntaje perfecto” es 1, y lo ideal es que sea mayor a 0,8.

Para los valores de +LR y -LR, se espera que estén alejados del 1 (hacia el 0 en el caso de -LR y mayor a 1 en el caso de +LR), siendo lo ideal que el –LR sea bajo 0,2 y el +LR, sobre 5.

Es decir, una prueba cuyos valores reportados de sensibilidad sean cercanos a 1 y -LR cercanos a 0, permitirán cierta certeza sobre la ausencia de la condición cuando la prueba resulta negativa.

Y si la prueba tiene valores reportados de especificidad cercanos a 1 y de +LR sobre 5, tendremos mayor certeza de que la condición está presente al resultar positiva la prueba.

Algunas pruebas tienen valores altos de sensibilidad y bajos de especificidad, lo que no significa que no sean válidos, sino que es más “creíble” cuando sale negativo que cuando es positivo, y viceversa. 

Puedes escuchar el podcast a continuación en SpotifyApple Podcast o en la plataforma Audioboom

Deja una respuesta